RSS Module

Nacional (179)

ANTALYA, Turquía (AP) —

El presidente Barack Obama se comprometió a redoblar los esfuerzos de Estados Unidos para eliminar al grupo Estado Islámico y poner fin a la guerra civil en Siria que ha alimentado su ascenso, mientras los líderes mundiales se esforzaban por ofrecer propuestas concretas de cómo intensificar la lucha contra esa organización grupo extremista a la luz de la ola de terror que causó en París.

Al inaugurar una cumbre de dos días con líderes mundiales en Turquía, Obama prometió la solidaridad norteamericana con Francia en los intentos por capturar a los perpetradores de los atentados y llevarlos ante la justicia.

Dijo que "los cielos se han oscurecido" por los ataques en París, pero no ofreció detalles sobre lo que Estados Unidos y sus socios de la coalición pudieran hacer para incrementar su ofensiva contra el Estado Islámico.

"Las muertes de civiles inocentes, con base en una ideología tergiversada, son un ataque no solamente contra Francia, no solamente contra Turquía, sino un ataque contra el mundo civilizado", dijo Obama tras reunirse con el presidente turco Recep Tayyip Erdogan.

Además de los ataques en París, el Estado Islámico ha sido responsabilizado por dos ataques con bombas en Turquía este año.

La amenaza del Estado Islámico y la guerra civil siria dominaban el temario de la cumbre en Antalya del Grupo de los 20 países más importantes del mundo industrializado y en desarrollo. Aunque las dos crisis estaban ya en los planes de los debates, fueron empujadas al centro por los ataques coordinados que mataron a 129 personas e hirieron a centenares el viernes en la capital francesa. Se trató del ataque más destructivo contra Occidente atribuido al grupo extremista.

En un nuevo recordatorio de la capacidad del Estado Islámico para causar caos, cinco policías turcos fueron heridos el domingo cuando un atacante suicida hizo detonar sus explosivos durante una redada policial en un presunto escondite del grupo cerca de la frontera con Siria.

Las fuerzas de seguridad turcas también detuvieron a 20 presuntos militantes del Estado Islámico en Antalya y sus alrededores, en los días previos a la cumbre del G20.

Más allá de las condenas internacionales contra el grupo extremista, los líderes del G20 tendrían que hacer propuestas nuevas y concretas para intensificar su lucha tras los atentados de París.

El líder de la Unión Europea, Donald Tusk, pidió a los líderes del G20 que demuestren "determinación total" contra el terrorismo e instó a la cooperación para prevenir que esta organización obtenga financiación: un paso que varias naciones ya han estado llevando a cabo desde hace más de un año.

 

DES MOINES, Iowa, EE.UU. (AP) —

Ante la conmoción en Estados Unidos por los cruentos ataques terroristas en París, Hillary Rodham Clinton se presentó como la líder más firme de la nación en un mundo aterrador, aunque se vio obligada a defender su papel durante el surgimiento del grupo Estado Islámico.

"Esta elección no es sólo para elegir un presidente, sino también para elegir a nuestro próximo comandante en jefe", declaró Clinton en el segundo debate de los aspirantes a la candidatura presidencial demócrata.

"Todos los demás asuntos que queramos enfrentar dependen de nuestra seguridad y fortaleza", agregó.

Con un telón de fondo de ansiedad global, Clinton enfrentó cuestionamientos no sólo sobre su historial de política exterior sino sobre sus vínculos económicos, aspecto en el que tanto el senador de Vermont, Bernie Sanders, y el ex gobernador de Maryland, Martin O'Malley, describieron a la ex senadora de Nueva York como lacaya de Wall Steet y los intereses de las corporaciones.

"No seamos ingenuos", dijo Sanders, quien subrayó los donativos de campaña por millones de dólares que Clinton ha recibido de los banqueros de Wall Street. "Ellos esperan conseguir algo. Todo mundo lo sabe".

Clinton defendió su relación con Wall Street y citó su trabajó después de los atentados del 11 de septiembre de 2001, pero su declaración fue recibida con críticas de los republicanos que la acusaron de politizar los ataques terroristas.

La severidad de las críticas constituyó un giro más agresivo en una contienda primaria que a la fecha había destacado por su civilidad. Durante meses, los demócratas habían insistido en el tono sustantivo de su contienda, en un intento por establecer un contraste inicial favorable respecto de los insultos que han caracterizado la atestada contienda interna republicana.

Desde el primer debate demócrata hace un mes, Clinton ha incrementado su ventaja en las preferencias en los estados donde se efectúan las elecciones primarias iniciales, avance que coincide con otros indicios del apoyo del partido a ella. Sin embargo, la contienda por la candidatura demócrata dista de estar definida.

Clinton afrontó las críticas a su historial de seguridad nacional cuando Sanders vinculó la actual inestabilidad en el Oriente Medio con el voto en el Senado federal estadounidense —incluido el de Clinton— para autorizar la acción militar en Irak en 2002. Sanders dijo que esa invasión estadounidense deshizo a la región".

La ex secretaria de estado rechazó esa afirmación y señaló que el terrorismo ha estado activo durante décadas y mencionó específicamente los ataques del 11 de septiembre de 2001.

Dijo que la inestabilidad en Libia y otras partes del Oriente Medio es sintomática de un "arco de inestabilidad que se extiende desde el norte de África a Afganistán".

La conversación viró después al ámbito económico. Los candidatos se enfrascaron en una discusión sobre como financiarían sus planes para ampliar la asequibilidad universitaria, los permisos familiares y cobertura de medicamentos de receta médica. Los tres aspirantes coincidieron en que los ciudadanos ricos y las corporaciones deben pagar más impuestos para el beneficio de la clase media.

"No soy tan socialista en comparación con Eisenhower", dijo en broma Sanders, quien señaló que el ex presidente apoyó una tasa impositiva marginal de 90%.

Los tres contrincantes discutieron como incrementar el salario mínimo. Clinton apoyo un piso federal de 12 dólares por hora mientras que Sanders y O'Malley uno de 15 dólares por hora, exigido mediante campaña por sindicatos y trabajadores de restaurantes de comida rápida.

___

El cuarto debate de aspirantes republicanos a la nominación presidencial, celebrado  en Milwaukee, Wisconsin, no tuvo un ganador claro, pero sí salió perdiendo Donald Trump. Las excéntricas ideas del magnate inmobiliario de Nueva York sobre inmigración quedaron en evidencia.

Información de Agencias

Como prueba de que él puede deportar en forma exitosa y humana a las aproximadamente 11 millones de personas que viven en Estados Unidos de manera ilegal, el precandidato presidencial republicano Donald Trump suele referirse a un plan de deportación realizado durante el gobierno de Eisenhower en la década de 1950.

"Uno no se vuelve más amable, ni más amistoso" de lo que era el presidente Dwight D. Eisenhower. "Sacaron a 1,5 millones de personas" del país, afirmó el magnate de los bienes raíces. "No tenemos opción. No tenemos opción".

El programa mencionado por Trump, "Operación Espaldas Mojadas", fue una iniciativa complicada que en gran medida es considerada por los expertos como un capítulo oscuro en la historia de Estados Unidos. Algo que no menciona es que dicha operación fue aplicada al mismo tiempo que un programa paralelo de trabajadores temporales en que se concedió estatus legal a cientos de miles de mexicanos, en su mayoría trabajadores del campo.

La operación llevaba el nombre de un calificativo aplicado a los mexicanos que cruzaban el río Bravo y que ahora se considera un insulto racista. La iniciativa de 1954 estaba enfocada en capturar y deportar a jornaleros agrícolas que habían cruzado la frontera sin permiso en busca de trabajo.

De acuerdo con un compendio del proyecto elaborado por la Asociación Histórica del Estado de Texas, la Patrulla Fronteriza de Estados Unidos "apoyada por autoridades municipales, del condado, estatales y federales, así como por las fuerzas armadas, inició una operación casi militar para buscar y detener a todos los inmigrantes no autorizados".

El proyecto comenzó con 750 agentes de inmigración y agentes fronterizos, que utilizaron jeeps, camiones, autobuses y aeroplanos para aprehender a inmigrantes en todo el país, incluidos Los Ángeles, San Francisco y Chicago. Detuvieron a 3.000 personas diarias y 170.000 en los primeros tres meses.

EL gobernador de Ohio, John Kasich cuestionó sus propuestas. “¿Deportar 11 millones de personas? -se preguntó Kasich- vamos,eso es un argumento tonto, no es un argumento para adultos. No tiene ningún sentido”.

Luego, Jeb Bush advirtió que la campaña de Trump “rompería comunidades y no es acorde con los valores de Estadso Unidos”, pero además lo acusó de “multiplicar por cinco” la campaña de Hillary Clinton y apostó por gestionar vías regularizadoras para resolver la cuestión migratoria.

Este cuarto debate, organizado por la cadena Fox y el Wall Street Journal estuvo muy centrado en la economía y no propició grandes enfrentamientos entre los candidatos que se mostraron prácticamente unánimes en cuanto a la necesidad de bajar impuestos mantener o bajar salarios y reducir el gasto público. John Kasich fue el único que se mostró dispuesto a aumentar el salario mínimo.

Donde hubo más diferencias fue en política exterior, con posiciones casi aislacionistas por parte de Trump –“no podemos seguir siendo el policía del mundo”- y de Rand Paul que fueron muy combatidas por Carly Fiorina y Marco Rubio que apostaron por un rearme y una posición beligerante que no ponga en duda el liderazgo de Estados Unidos.

Los dos favoritos en los sondeos, Trump y Carson no brillaron especialmente, Jeb Bush que era el que se jugaba más en este debate elevó el tono y sigue vivo en la contienda, mientras que Marco Rubio continuó brillando como mejor orador.

 

Por SERGIO BUSTOS y NICHOLAS RICCARDI, Associated Press

MIAMI (AP) — El precandidato presidencial republicano Marco Rubio, a quien han llovido críticas por pagar gastos personales con una tarjeta American Express emitida por el Partido Republicano de Florida, hizo públicos dos años más de estados de cuenta de la tarjeta en un intento de sosegar la controversia.

Por ANDREW DeMILLO y JILL BLEED, Associated Press

LITTLE ROCK, Arkansas, EE.UU. (AP) — Un autobús que transportaba a jornaleros agrícolas inmigrantes de Michigan a Texas se salió de una carretera y chocó contra un puente el viernes en Arkansas, causando la muerte de seis personas y heridas a otras seis. El impacto le arrancó casi todo el techo al autobús y lanzó a algunos de los pasajeros a la carretera, pero el chofer sobrevivió.

ANDREW DeMILLO, Associated Press
JILL BLEED, Associated Press

LITTLE ROCK, Ark. (AP) — A bus ferrying migrant farmworkers from Michigan to Texas ran off a highway and hit an overpass in Arkansas on Friday, ripping off the roof and ejecting passengers onto the interstate. Six people were killed and six injured; the driver survived.

Por THE ASSOCIATED PRESS

SHARM EL-SHEIJ, Egipto (AP) 

El Departamento de Seguridad Nacional de Estados Unidos anuncia una serie de nuevas medidas de seguridad destinadas a los aeropuertos internacionales tras el accidente del avión ruso sobre la península del Sinaí en Egipto.

Por JILL COLVIN, Associated Press

NUEVA YORK (AP) — Donald Trump dijo el martes que la Reserva Federal está manteniendo bajas las tasas de interés a petición del presidente Barack Obama, una acusación que la Casa Blanca refutó.

WASHINGTON (AP) — El Consejo Nacional de la Raza lanzó una campaña para invitar a los hispanos residentes en Estados Unidos a adquirir seguros médicos durante el tercer periodo de inscripciones establecido por la ley sanitaria del presidente Barack Obama, que comenzó el 1 de noviembre y terminará el 31 de enero del 2016.

WASHINGTON (AP) — El bloque de legisladores hispanos exhortó el lunes a la televisora NBCUniversal a retirarle a Donald Trumpla invitación que le ha extendido para participar en el programa de comedia "Saturday Night Live" el 7 de noviembre.

Página 13 de 13